Chutney de Peras y Azafrán

Esta receta es de Gordon Ransey, de su libro de Navidad. La hice el año pasado y me encantó, así que la he vuelto a hacer porque seguro que también os encantará a vosotros. El chutney es una conserva agridulce que se utiliza para acompañar carnes, aves y patés. Tiene la misma consistencia que una confitura.

 En la cocina india el chutney o chatni (del hindi chatni) es una salsa con especias dulces y picantes, elaborada con frutas y verduras, o de ambas cosas, cocidas con vinagre, azúcar y especias hasta adquirir una consistencia de mermelada o confitura. Se trata de un acompañamiento muy popular en Inglaterra y existen muchisimas variedades: chutney de mango, chutney de frutos rojos...

En el idioma hindi, la palabra equivalente a 'hacer chatni' se emplea comúnmente como 'aplastar'. Esto se debe a que en el proceso de elaboración del chutney es necesario aplastar diversos ingredientes.

Ingredientes:

2 cucharadas de aceite de oliva

1 cebolla grande cortada en juliana

1/2 cucharada de pimienta

un trocito de gengibre cortado muy fino o una cucharadita de gengibre en polvo

1 cucharada de canela en polvo

250 ml de vinagre de manzana o un buen vinagre blanco

250 gr de azúcar marrón

4 peras cortadas en trocitos del tamaño de un dado

1 manzana cortada en trocitos muy pequeños

125 gr de pasas o ciruelas u orejones, lo que mas te guste.

1/4 de cuchardita de AZAFRÁN

el zumo de dos naranjas

2 tomates muy picados

Preparación:

En una olla poner el aceite y añadir la cebolla y el tomate, al cabo de cuatro minutos sin dejar de mover añadir el resto de los ingredientes. Mover bien y cuando empiece a hervir bajar el fuego y cocinar durante 20 minutos o hasta que coja consistencia de mermelada.

Mientras tanto preparamos cuatro botes para envasar el chutney. Cuando el chutney esté terminado lo envasamos como cualquier conserva. Si el bote ya está previamente hervido, pondremos el chutney cuando esté recién hecho o sea muy caliente y justo después de embasarlo y cerrar la tapa pondremos los botes boca abajo encima de un paño humedecido en agua fría. El contraste de la tapa muy caliente y el paño frió hará el vacio en los botes de cristal.